miércoles, 8 de enero de 2014

Hamsa

La Hamsa o Khamsa, cinco en árabe, es un amuleto de origen púnico, asociado a la diosa Tanit, que se utilizaba y aún se utiliza en el norte de África y por extensión en todo el área mediterránea contra el mal de ojo, protección ante enfermedades y para alejar la mala suerte.

Tiene la silueta de una mano simétrica, con el dedo pulgar y el meñique del mismo tamaño, aunque también las hay asimétricas. Suelen tener representadas en su interior un ojo abierto, aunque hay muchas variantes, en las que se superponen otros símbolos para darle más poder, o bien para darles una aplicación más específica: fertilidad, abundancia, buenos augurios, ... 

Hamsas judías

Pese a ser un símbolo muy antiguo y procedente del paganismo, convive hasta la actualidad con las tres grandes religiones monoteístas con distintos nombres:
  • para los musulmanes, es la mano de Fátima, y representa los cinco pilares del Islam: la fe, el ayuno, la peregrinación a La Meca y el diezmo 
  • para los cristianos, la mano de María. En España fue prohibido su uso por la Iglesia Católica en 1526
  • para los judíos, es la mano de Miriam, y representa a los cinco libros del Pentateuco
Las Hamsas judías suelen incluir oraciones en hebreo, símbolos cabalísticos y/o estrellas de David en el centro. Se cree que pasó a la tradición sefardí por contacto con la cultura islámica en España.

Se suelen utilizar como colgantes-joya o como amuletos protectores en casas, negocios y vehículos. Por ejemplo, las novias sefardíes llevan una Hamsa colgada al cuello. 

Recientemente ha sido adoptada como símbolo por activistas por la paz en Oriente Medio, al ser reconocido y apreciado por igual por judíos y musulmanes, y se ha utilizado su nombre como acrónimo de Hands Across the Mideast Support Alliance (HAMSA)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada